Guía de Manualidades y bricolaje

Una idea redonda para San Valentín Artículo Publicado el 16.01.2013 por Javi

Usar bastidores de bordar para crear bonitas composiciones decorativas que podemos colgar en la pared es una interesante idea. Fácil y económica pues no suelen ser excesivamente caros, nos proporcionan un magnífico soporte para que nuestra creatividad fluya libre y sin marcos. Os traemos una propuesta para que podáis decorar vuestra casa o hacer un bonito regalo en este cercano día de los enamorados.

Idea de San Valentín 1

Colgados en la pared, estos bastidores decorados crearán el ambiente propicio en el día de San Valentín. Y como veis no precisan complejos materiales, con retales de tela, botones y algunas flores de fieltro montaremos estos bonitos complementos decorativos.

Los materiales que se necesitan son:

  • Bastidores de bordar, de cualquier tamaño.
  • Cola textil.
  • Retales de tela.
  • Fieltro.
  • Pintura acrílica.
  • Botones.
  • Pistola de pegamento caliente.
  • Tijeras.
  • Pincel.
  • Troqueladora o plantilla para cortar las flores.

Preparar todos los tejidos con la cola para tela, esto significa extender una capa mediana sobre la pieza de tela lo suficientemente grande como para cubrir el área que usted necesita para cortar. Lo que conseguimos con esto es evitar que se deshilache la tela al cortarla. También añade un poco de durabilidad y hace que sea menos frágil cuando colocamos la tela en el bastidor de bordar.

Acto seguido preparamos los bastidores de bordar, les aplicaremos dos capas de pintura acrílica en el color que hayamos escogido. Debe ser un color que combine con las telas.

Una vez que los bastidores de bordar y los tejidos están secos, elegimos dos colores para la tela base. En esta ocasión se escogieron dos telas, una en rosa y otra en blanco. Colocamos la tela en el bastidor y lo cerramos, se puede aplicar un poco de cola en la tela que queda enganchada al bastidor para asegurar su permanencia.

Cogemos los trozos de tela que habíamos preparado con la cola y la doblamos, cortamos medio corazón y así recortamos todos los que necesitemos. Podemos dibujar la forma previamente sobre el envés de la tela si no nos atrevemos a recortar los corazones directamente.

Ponemos los corazones con un poco de cola sobre la tela del bastidor. Damos una capa de cola por encima para asegurar la adhesión. Dejamos secar y después aplicamos otra capa de cola.

En cuanto seque la cola podemos pasar a los adornos, botones y flores de fieltro en colores coordinados. Primero haremos todas las pruebas necesarias hasta asegurarnos de que la disposición de los elementos decorativos nos convence. Las flores de fieltro las podemos adquirir confeccionadas o hacerlas con ayuda de algún tutorial. En guiademanualidades.com encontraréis varios que os pueden ayudar, como éste.

Una vez decidida la disposición de los elementos decorativos procederemos a su pegado sobre la tela del bastidor con la pistola de pegamento caliente. Dejaremos secar antes de colgar nuestras artísticas obras en la pared.

Listas para colgar y decorar nuestro hogar para el día de San Valentín. ¡Felicidades!

Vía: modpodgerocksblog.com



Otras manualidades que pueden interesarte

Escribir Comentario Comentarios (2)

  • Pingback: Bitacoras.com 17 de 01 de 2013 [..] [..]

  • Responder

    Carmen Castro Autillo ha escrito el 17.01.2013 a las 23:34

    Me gusta mucho esta labor la voy a cer