Pompones fáciles de tul

Para decorar una fiesta, armar un móvil, una guirnalda, otras composiciones decorativas… ¡los pompones de tul pueden ser un accesorio perfecto! Pero tenemos que hacerlos bien y de modo tal que queden a nuestro gusto personal. Hoy les muestro paso a paso cómo hacer estos pompones fáciles de tul. Son tan fáciles que van a poder hacer una docena en muy poco tiempo ¿comenzamos?

Materiales:

  • Tul de colores
  • Tijeras
  • Hilo encerado de colores

Antes de comenzar una aclaración: al tul pueden conseguirlo por metro (lo que he comprado yo para esta manualidad) y también pueden conseguirlo en rollos pequeños de 10, 15, 20 cm de ancho. Cualquiera de las dos opciones sirve para esta idea.

Y de ser posible, combinen el color del tul con el de los hilos encerados. Quedará muy bonito al terminar de armarlos, más si piensan usarlos para colgar.

Si tienen el tul como yo, por metro, comenzaremos por cortarlo en tiras. Las medidas de las piezas que utilicé varian conforme al tamaño del pompón que quería obtener. Si es uno pequeño, como el rosado que verán a continuación, corté 4 piezas de 15 cm de ancho por 70 cm de largo. Para pompones mucho más grandes, corté piezas de 25 cm de ancho por 2 metros de largo. A partir de estas medidas pueden variarlas tanto como quieran para armar distintos pompones.

Ubicamos cada pieza de tul una sobre otra y las comenzamos a plegar como si fueramos a armar un acordeón de papel. Tienen que ir presionando y tomando el tul con fuerza para que no se les desarme.

Cuando ya han plegado todo el tul, con un trozo de hilo encerado, lo atan por el centro. El nudo debe quedar lo más ajustado posible, es por ello que les recomiendo usar hilo encerado. Es perfecto para armar pompones sean de tela o lana 😉

Luego, comenzamos a abrir los pliegues de tul uno a uno por cada lado (por lado me refiero a la división en dos que se genera al atar el tul por el centro).

Abrimos todas las capas de tul de ambos lados, y de ser necesario, cortamos algunos sobrantes con la tijera. ¡Listo!

Pueden prepararlos en todos los colores y tamaños que quieran. Mientras más “esponjosos” quieran que se vean, más capas de tul van a necesitar. Podrán darse cuenta de esto que les digo al ver todos los demás pompones que he preparado aquí 🙂

Pueden usarlos para colgar, en cajones o cajas, sobre la mesa en otras composiciones y mucho pero mucho más.

Nota: si usan tul en rollo para hacer los pompones, deben trabajarlo como si fuera lana. Es decir, enrollarlo en la mano, o pomponeras, o bases de cartón dependiendo del tamaño que quieran que tengan los pompones.

4 comentarios

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

guiademanualidades-celes-26

Sobre mí

¡Hola! Soy Celes, el alma creativa tras “Guía de Manualidades”, un mundo de color, arcoíris y confeti. Gracias por estar por aquí y por permitirme compartir contigo todo aquello que me gusta y me apasiona hacer. Te invito a descubrir un mundo de creatividad infinita y darle vida a aquello que sueñas…

Categorías

Últimos Posts

Sígueme

Compartir: